Los seguros de vida son los seguros más desconocidos, pero a su vez son de los más útiles. En España no son muy populares, sin embargo, es importante que sepamos que un seguro de vida puede sacar de importantes aprietos a nuestra familia, como cuando dejamos una hipoteca a medio pagar.

Para la gran cantidad de hipotecas que se han concedido y se siguen concediendo en España, con importes altos de hasta mil euros mensuales, es importante que nos concienciemos de lo que supone dejar un gasto así a nuestros familiares. Un seguro de vida nos ayuda a que este tipo de circunstancias trágicas, no se vuelvan aún más difíciles mediante un colapso económico.

Cuando dos personas inician su camino para comenzar a crear una familia, en el primer seguro que piensan es en el de hogar, para despreocuparse de robos, desperfectos, incendios y roturas que puedan surgir donde viven.

La posibilidad del seguro de vida, no suele tenerse en cuenta, sin embargo también resulta muy importante, al ser joven el precio es más o menos el mismo que el de un seguro de hogar, pero no suele entrar en los cálculos un fallecimiento por enfermedad o accidente repentino. Con un seguro de vida garantizamos a nuestra familia un capital para su calidad de vida, por si ocurriese una fatalidad.

También te puede interesar:   Los mejores seguros de coche a todo riesgo para comienzos de 2017

¿Cuánto nos puede costar un seguro de vida?

Contestando a esta pregunta, hay que entender que cuanto más joven sea la persona que lo contrata más económico le saldrá el seguro de vida. Por ejemplo una persona que lo contrate el seguro de vida con 30 años de edad con un capital de 240.000 euros en caso de fallecimiento, tendría que pagar entre 150 y 320 euros al año aproximadamente, dependiendo de cada compañía de seguros.  Estos precios aumentan un poco si se solicita el seguro con más edad. Los pagos se pueden hacer tanto trimestrales como semestrales.

Existen comparadores que nos muestran más de una docena de compañías que nos ofrecen seguros de vida competentes y económicos, garantizando para nuestra familia una seguridad y estabilidad económica, por si sucede cualquier tragedia. Como hemos indicado merece la pena contratarlo cuanto antes mejor, porque conforme avanzamos de edad el seguro supone un gasto mayor.

El coste del seguro también puede incrementarse si sufrimos algún tipo de enfermedad que la aseguradora considere que tiene un riesgo considerable para nuestra salud. Es por ello que nos piden un informe médico a la hora de contratar nuestro seguro de vida.

Es importante tener en cuenta que pueda suceder cualquier desgracia, y para que nuestra familia no tenga que sufrir además con una importante carga económica, el seguro de vida les garantiza una seguridad, para que el problema no se agrave aún más de lo necesario.

También te puede interesar:   Los seguros que te convienen si eres conductor ocasional